Evangelizar es iluminar

luz-del-mundo-detalle-hunt

«El pueblo que caminaba en tinieblas vio una luz grande; habitaba en tierra y sombras de muerte, y una luz les brilló» (Isaías 9, 1). Esta profecía de Isaías se cumple en Jesucristo: Él es la luz grande que nos ilumina. En efecto, Jesús afirma de sí mismo: «Yo soy la luz del mundo. El que me sigue no camina en las tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida» (Juan 8, 12; cf. Antífona de la comunión, III Domingo del Tiempo ordinario, segunda opción).

Leer Más

Éxtasis y silencio

transfiguracion-bloch-detalle

Cuando se avecinan fuertes luchas espirituales, el Señor nos prepara con su gracia para estar firmes en la batalla. Eso hizo con sus tres discípulos más cercanos, con vistas a la Pasión. En aquel tiempo, tomó Jesús a Pedro, a Juan y a Santiago y subió a lo alto del monte para orar. Y, mientras oraba, el aspecto de su rostro cambió y sus vestidos brillaban de resplandor.

Leer Más